UA-115521513-1

September 16, 2020

July 14, 2020

Please reload

Entradas recientes

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Entradas destacadas

Especias; historia y ¡sabor para tu comida!

Desde los tiempos más remotos, las especias y las hierbas aromáticas fueron para el hombre; medicina, condimento y objeto de uso en ritos religiosos y mágicos. Fueron empleadas en sustitución de moneda. Con ellas se pagaron rescates de ciudades conquistadas. La posesión de las islas y territorios productores de especias significó poder y riquezas para quienes comerciaban con ellas y controlaban su tráfico. Fue así como árabes, fenicios, venecianos, portugueses, españoles y holandeses vivieron su mayor esplendor cuando consiguieron monopolizar esta actividad.

 

 

 

Las especias son un condimento y aromatizante de origen vegetal que se utiliza para sazonar o preservar las comidas. Son las semillas o cortezas de las plantas aromáticas, aunque el término también suele utilizarse para nombrar a las hojas de ciertas hierbas.

Según los especialistas en gastronomía, los condimentos deben proporcionar un contraste o un aroma al plato, pero sin anular el sabor real del ingrediente principal. La regla general aconseja que se añadan en moderada cantidad y poco antes de acabar el cocinado del plato, dejándolos cocer un rato para que el plato pueda extraer de ellos su máximo sabor.

 

A continuación, te mencionamos las especias más comunes y su uso en la comida.

  • Albahaca: Se utilizan sólo las hojas, y se puede consumir fresca, seca o congelada. Se utiliza tradicionalmente en la cocina mediterránea para platos en los que el tomate es un ingrediente destacable.

  •  Canela: Es la corteza interior seca del árbol conocido como canelo. Se utiliza, en bastoncillos o en polvo. Ideal para condimentar ponches, bebidas calientes, fruta fresca, ponches de frutas, dulces y pasteles.

  •  Clavo: Se trata de los capullos secos de las flores del clavero. Se utilizan enteros o molidos, con moderación debido a su gusto extremadamente fuerte. Se usa para condimentar vinos calientes, salsas, pasteles, carne picada y marinadas de pescado o carne.

  • Comino: Se utilizan los frutos de la planta, semejantes a semillas. Es un ingrediente típico de la cocina árabe y mediterránea. Se usa como condimento de carnes y quesos.

  •  Epazote: Se utilizan las hojas secas, de sabor parecido al del cilantro, en guisos y platos de alubias, así como en infusiones. Es una hierba típica de la cocina mexicana.

  •  Jengibre: Se utiliza la raíz de la planta, fresca o bien desecada y molida. Con ella se preparan bebidas o infusiones. Como condimento es ideal para platos de carne y verduras, escabeches y algunas salsas.

  •  Laurel: Se utilizan las hojas secas para condimentar sopas, salsas, estofados, platos de carne y pescado, escabeches y caldos. Las hojas se retiran antes de servir, ya que no es digerible y puede incluso causar lesiones en el aparato digestivo.

  • Orégano: Se utilizan las hojas, frescas o secas. Típico de la cocina italiana, sobre todo en salsas o platos de tomate y en las pizzas.

  •  Perejil: Se utilizan las hojas y el tallo, frescos y troceados, en salsas, platos de carne y verduras al horno.

  •  Pimienta negra: Son las bayas inmaduras y secadas al sol de la planta; se utilizan en grano o en polvo para sazonar platos de carne, pollo y, en general, de alto contenido protéico.

  • Romero: Se utilizan las hojas, frescas o secas, como condimento en asados, salsas de tomate y guisos de alubias.

  • Tomillo: Se utilizan las hojas, frescas o secas, para aderezar salsas de tomate, salsas de vino blanco, rellenos y guisados de carne, pescado y pollo.

  • Vainilla: Es un producto obtenido por fermentación de la vaina de una orquídea trepadora. Se utiliza sobre todo en repostería: cremas, helados, pasteles, etc.

 

Si buscamos nutrientes o valor dietético en los condimentos (sal, vinagre, hierbas aromáticas, especias) algo hay, pero siempre en cantidades insignificante y ese es precisamente uno de sus rasgos definitorios; añaden color y sabor a los alimentos sin alterarlos sustancialmente. Gracias a ellas, alimentos nutritivos que no resultan sabrosos para el paladar de algunos, logran mejorar su sabor sin que se alteren sus prioridades.

 

Entre las ventajas que podemos encontrar en el uso de las especias, son las siguientes:

  • Son aperitivos: estimulan el apetito, ya que al aumentar el sabor y aroma de los platos incitan a comer más. 

  • Aumentan las secreciones digestivas: provocan un incremento en el volumen de las secreciones que normalmente se vierten al conducto digestivo (desde la saliva hasta el jugo intestinal), necesarias para la digestión. 

  • Reducen la flatulencia: muchas hierbas aromáticas contienen esencias de acción carminativa, ayudan a disminuir los gases intestinales. 

  • Pueden sustituir a la sal: permiten reducir la cantidad de sal que se añade a los alimentos, lo que es muy positivo para hipertensos y quienes padecen insuficiencia cardiaca o renal. 

  • Favorecen la conservación de los alimentos: especias como el clavo,tomillo o la canela, poseen propiedades antifúngicas, al inhibir el crecimiento de hongo.

Ahora, recuerda añadir especias a tus comidas para disfrutarlas de mejor manera. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Síguenos
Please reload

Buscar por tags
</